El casco antiguo de Las Pedroñeras conserva claras e importantes muestras de la arquitectura popular manchega y está considerado como el mejor de la comarca de la Mancha Conquense.
 
     De singular relieve es el conjunto de la plaza que ocupa el centro del casco urbano de Las Pedroñeras. Alrededor de ella, de forma regular y sensiblemente rectangular, se encuentran algunas edificaciones más significativas como el Ayuntamiento, la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción o la antigua Residencia de los Jesuitas, además de distintas viviendas de carácter popular.
 
     La hechura de sus edificios, la mayoría pertenecientes a los siglos XVII y XVIII, delatan un carácter eminentemente agrícola: casa-palacio, casonas labriegas, posadas; edificios de grandes proporciones y con una rica forja y carpinterías.
 
     La Casa consistorial (1), del siglo XVIII, es un edificio de planta rectangular y dos alturas formando esquina y rematado actualmente por una torre con reloj. Situada en la Plaza de la Constitución tiene un portón enmarcado por pilastras laterales y sobre él se encuentra un balcón central.
 
     Otras dos construcciones del siglo XVII de gran interés son: la Casa de Mendizábal (2), casona de planta rectangular y dos alturas que posee una portada en piedra con baquetón continuo enmarcándola; y la Casa del Curato (3) que a pesar de su actual utilización es otro edificio de tipología doméstica en su origen y de estructura parecida al anterior (con patio interior y alero en madera labrada).
 
     Dentro del patrimonio arquitectónico civil de Las Pedroñeras destaca así mismo: la Casa-Palacio de los Molina (4), del siglo XVIII, que tiene adosada la ermita del Cristo. Es un edificio de planta rectangular aunque irregular, dos alturas y dependencias adjuntas de labranza. Cuenta con una magnifica fachada con pórtico arquitrabado sostenido por columnas y entablamento dóricos que se despega de la fábrica para balconada con columnas y pilastras rematadas por frontón curvo de orden jónico. Destaca también su rejería de estilo rococó.
 
     Por otra parte, como muestra de la arquitectura civil doméstica de carácter residencial podemos citar la Casa de los Ortega (5). Construcción de planta rectangular, de dos alturas y organizado interiormente en torno a un patio cuadrado con solanera. En el exterior, portada en piedra resuelta con arco adovelado e importado de medio punto.
 
     Finalmente, cabe destacar varias edificaciones residenciales de interés. Casa Solariegas de los siglos XVII, XVIII y XIX como la Casa de la Condesa (6), la Casa Bosch (7) y la Casa de los Zapata (8).
 
     En cuanto al patrimonio arquitectónico religioso, la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción (9), del siglo XVI, es de estilo gótico tardío renacentista. Construida en dos etapas, primero el cabecero y después el resto, por una conocida dinastía artística conquense del Renacimiento: Juan Flórez, padre e hijo. Las bóvedas de crucería señalan la fase inicial de la construcción, fechada en la primera mitad de la centuria, con la capilla mayor en primer tramo de las naves. La segunda parte del siglo contempla la finalización de las obras con aportaciones típicamente renacentista en los soportes, las bóvedas y la hermosa capilla con cúpula de los Orea, añadida junto a la capilla mayor. En el exterior destaca la torre del campanario, de dos cuerpos y planta cuadrada, así como los potentes contrafuertes y la uniforme fenestración.
 
     Del mismo siglo XVI es el edificio que fue antigua Residencia de Jesuita (10). Conserva la distribución primitiva de la fachada principal, compuesta por portón de medio punto, adovelado, y flanqueado por columnas y entablamento de orden corintio, rematado en sus extremos por pináculos con blasones reales; todo ello en estilo renacentista primitivo. En ambos extremos de esta fachada sendas puertas de medio punto, asimismo adoveladas, y decoradas con cenefa de bolas en el arco.
 
     Es digna de mención también la Ermita de San Julián (11), cuya construcción es anterior a la de la parroquia, aproximadamente del siglo XV, a base de argamasa y sillarejo. Cuenta con altar en su cabecero del siglo XVIII y se accede por el exterior del piecero a través del portón con arco de medio punto retallado. Encima se alza una espadaña de un solo ojo.
 
     La Ermita del Santo Sepulcro (12), levantada sobre cimientos en el suelo rocoso, está edificada con mampostería revocada y cal. El pórtico de acceso a la ermita procede de la antigua Iglesia del poblado del Robledillo, del siglo XVI y estilo gótico tardío. Está profusamente decorado con motivos iconográficos de inspiración popular. Y la Ermita del Cristo (13), de los siglos XVII-XVIII, está adosada a la Casa-Palacio de los Molina. De estilo popular cuenta con portada lateral adintelada mediante arquitrabe sobre pilastras, rematada en extremos y centro por bolas.
 
     Y el patrimonio arquitectónico industrial de Las Pedroñeras, prácticamente desaparecido, lo constituyen algunos restos de Molinos de Agua, en el cauce del río Záncara, los Chozos de Pastores y un antiguo Batán, también en las orillas del Záncara.
 
     Otro de los lugares de interés del municipio es el Museo del Labrador (14), donde en poco más de sesenta metros cuadrados, Doña Marcelina López Hergueta ha distribuido con exquisita sensibilidad cientos de objetos, utensilios y enseres habituales de los hogares y casa de labranza de hasta hace pocas décadas, siendo un fiel archivo de la vida y costumbres de nuestros antepasados.
 
 
RUTA GASTRONÓMICA
 
     Recorrer sus calles, dar un paseo por la Avenida Juan Carlos I, ir a la plaza de la Constitución y tomar un vino en las terrazas de los bares y pubs de la localidad es uno de los mejores atractivos de Las Pedroñeras.
 
     Otra interesante opción es la realización de un recorrido por el término municipal, encontrando pinares e interesantes paisajes. Tras la puesta de sol, es usual encontrar un cielo despejado siendo apetecible la observación de las estrellas.
 
EN EL TÉRMINO MUNICIPAL
  • Pinar de San Isidro
  • Paraje de La Veguilla
  • Cuevas de Las Canteras
  • El Cerro La Mira. (Desde lo alto del cerro, ver por la noche las estrellas y los pueblos de los alrededores)
 
OTRAS RUTAS TURÍSTICAS

ESCUDO3

Sede Electronica Ayto de Las Pedroñeras